redescubrir quién eres después de una ruptura

Cuando termina una relación importante todo tu mundo cambia y a pesar de lo difícil que puede ser, hay una oportunidad para redescubrir quién eres después de una ruptura. Te sorprendes a ti misma haciendo o queriendo cosas que antes no hacías y puede ser que te desconozcas. Mi invitación es a atreverte a redescubrirte y a enamorarte de ti misma.

redescubrir quién eres después de una ruptura

¿Quién eras tú antes?

Cuando pasas mucho tiempo en una relación, muchas veces te vas convirtiendo en una persona en referencia a tu pareja. Es decir, que tus actitudes, lo que haces o dejas de hacer, tus gustos, etc., pasan a ser una extensión del hecho de estar con ese alguien.

Casi que tu identidad cambia para ser “la esposa de X”, la “novia de X”, “la pareja de X”. Piensa en los muchos lugares donde se sigue usando el cambio de apellido al del marido o el anteponer el DE al apellido del marido. Esta es una metáfora clarísima de esa pérdida de identidad.

Cuando inicias la relación eso suena lindísimo. Tal vez te hacía ilusión pensar que toda tu vida girase en torno a tu pareja, pensar que eras solo suya y él solo tuyo. Pero cuando te estrellas con el fin de la relación, ya no tienes ese piso que conocías tan claramente y en el que sabías comportarte.

¿Qué pasa entonces cuando ya no hay mandatos, obligaciones y eres libre para ser o hacer lo que quieres? Lo primero es que te das cuenta de que ni siquiera sabes quién eres, pues estabas tan metida en ese rol que puede ser que te hayas olvidado de tu lado de individualidad.

Lo segundo es darte cuenta de cómo te comportabas estando en esa relación y qué de eso lo hacías por voluntad propia y qué hacías porque creías que era lo que debías hacer.

Cuando estás en el proceso de duelo, algo que puede ayudarte es realizar cambios visibles que le hablen a tu subconsciente sobre la transformación que estás viviendo. Puedes leer este artículo para tener algunas ideas: 5 Cambios Radicales Para Por Fin Dejar De Llorar Por Tu Ex

redescubrir quién eres después de una ruptura

El deber ser vs. lo que quieres ser

Una vez identificas esos comportamientos, es muy interesante hacerte la pregunta: ¿de dónde viene esa idea de que debes comportarte de esta manera cuando estás en pareja?

Muchas de nuestras actitudes, cuando estamos en pareja, vienen por mandatos familiares, o sociales. Tal vez piensas que una buena esposa/novia debe portarse de x manera, porque es lo que observaste en casa, o es lo que han hecho las mujeres de tu familia por generaciones, o es lo que la sociedad dice que debe ser una buena esposa/novia. 

De manera inconsciente haces esto que debes hacer, incluso cuando va en contra de lo que tú quieres ser o hacer. Supones, a lo mejor, que si pones tus intereses por encima, te van a abandonar, o la persona no va a querer a alguien como tú y todas tus heridas de infancia se activan.

Quien habla en ese momento es tu niña herida y no la adulta racional que sabe qué es lo mejor para ti.(Puedes leer este artículo sobre las heridas de infancia)

Están tan arraigadas esas creencias familiares y sociales, que incluso crees que eso es lo que tú auténticamente querías. Sin embargo, ahora que ya no está esa pareja, te ves confrontada a ver tu verdad.

¿Realmente querías hacer esto o aquello? ¿De verdad te gusta eso? Incluso puede que te asuste porque no tienes respuestas, te das cuenta de que llevas sometida a una identidad en la que tal vez estabas por obligación y no porque seas tú de verdad.

redescubrir quién eres después de una ruptura

Si pudieras decidir libremente, ¿quién serías hoy?

Ahora que ya no estás con esa pareja y que haces tu proceso de duelo, pasas por el análisis de lo que fue bueno y fue malo. Te preguntas qué debes hacer para no volver a repetir tus patrones dañinos en relaciones y te das cuenta de que hay cosas que tienes que cambiar en tu interior para sanar y abrirte a un amor más bonito.

No obstante, sigue habiendo algo que te tira para atrás y no te deja ser totalmente auténtica, mostrarte tal cual eres. Pueden ser miedos de sentir que si te muestras como eres, tal vez no te van a querer o no te van a escoger. Puede ser, también, la necesidad de encajar, de ser aceptada, que si eres demasiado “rara” te van a excluir. 

Al no ser quien eres realmente, no solo vuelves a caer en atraer personas (pareja y amigos) que están interesados en esa fachada que ofreces y no en quien eres realmente, sino que estás privando al mundo de lo que tienes realmente para dar.

Aparentemente, puede ser más atractiva esa versión aprendida que vendes, pero ¿no sería más lindo que quien está contigo lo haga por quién eres de verdad? Con tus inseguridades, tus sombras, tus excentricidades, tu no tener claro todo, etc.

Piensa en esa gente irreverente que se atrevió a mostrarse y que cambió el mundo. ¿Qué sabes tú el impacto que podría tener en tu entorno el que puedas ser tú totalmente? A lo mejor le cambias la vida a alguien solamente por observarte y darse cuenta: mmm sí se puede, es posible ser X o Y.

Por eso es tan importante lo que vemos en las películas, series, videos; nos muestra arquetipos de cosas que son posibles. Para las niñas que crecimos viendo las princesas, todas rubias, blancas, de ojos azules, altas y flacas, sentíamos que el tema no era con nosotras.

Las que no encajamos en ese modelo sentimos que no es posible tener un amor mágico, por ejemplo (Ve la película Red que está buenísima). Pero cuando ves a una mujer haciendo algo que tú quisieras ser o hacer, te inspira para lanzarte, pensar que sí se puede lograr.

Si nadie te criticara o si no te importara en lo absoluto lo que dijeran u opinasen los demás: ¿quién serías hoy? ¿A qué te atreverías, qué mostrarías que hoy tienes oculto, qué explorarías?

redescubrir quién eres después de una ruptura

Atreverte a salir de la zona de confort y redescubrir quién eres después de una ruptura

Con certeza que esa relación en la que estabas se encontraba en tu zona de confort. Sabías cómo funcionaban las cosas, a qué atenerte para bien o para mal, y salir de ella se siente tan incómodo. ¡Esto es exactamente lo que pasa cuando sales de la famosa zona de confort!

No tienes idea qué va a pasar, no tienes el control, todo es nuevo y no es tan agradable, incluso si es mejor que lo que tenías antes.

Pero precisamente es al salir de esa zona de confort, de lo conocido, que puedes encontrar la magia. Redescubrir quién eres después de una ruptura requiere que te adentres en esta zona casi olvidada de la soltería, de la libertad, de hacer lo que quieras, de decidir por ti misma.

Es la oportunidad de hacer cosas nuevas, de tomar decisiones de otra manera y de descubrirte en una nueva etapa de tu vida. Aplicar las herramientas que vas aprendiendo con la madurez que da la experiencia, tomar mejores decisiones en las que tú eres tu prioridad, etc. Permitiéndote además descubrir aspectos sobre ti que nunca has explorado. Sorprenderte de lo que eres capaz de hacer y lo poco que a lo mejor te has permitido ser tú misma y explorar el mundo a tu manera. Lee esta guía para saber cómo salir de la zona de confort y sentir la magia 

redescubrir quién eres después de una ruptura

Está bien si no sabes quién eres

A veces el proceso es duro porque de repente te sorprendes y te desconoces y dices: qué diablos pasa aquí, yo no soy esto, o aquello. Entras en shock cuando ves partes de ti que no conocías y que incluso pueden asustarte. 

No todo lo que descubras de ti te va a gustar, recuerda que hay luz y hay sombra. A lo mejor descubres que tienes un tema de dependencia emocional grandísimo (para descubrirlo lee este artículo y haz el test ¿Cómo saber si tengo dependencia emocional de alguien?).

Pero no es grave; si quieres cambiar algo, primero debes hacerte consciente de que eso está allí. Después empiezas a trabajar en ello. 

Además, tú decides qué partes de ti alimentas. Si conoces tus lados oscuros, tu sombra, más fácil es decirle: te reconozco, sé que estás ahí, pero no me voy a dejar llevar por ti. 

No tienes que saber quién eres al 100% hoy. Capaz nunca lo sepas, porque cada vez que vas creciendo van saliendo cosas nuevas que no sabías que estaban allí. Cosas bonitas y cosas feas. La idea es continuar ese proceso de auto descubrimiento.

Puedes imaginarte que estás empezando a salir con alguien y vas descubriendo cosas cada día y enamorarte de eso lindo que va surgiendo contigo misma.

También puedes escoger ser alguien totalmente diferente de lo que venías siendo y trabajar en esa versión mejorada de ti misma. Lo bello es que ahora es más fácil escoger, porque solo depende de ti. Aprovecha esta oportunidad que te da la vida y como dice el dicho: si la vida te da limones, aprende a hacer limonada.

Si necesitas acompañamiento en tus procesos, te dejo información sobre nuestros talleres para que tomes acción y empieces a sanar hoy o puedes escribirme directamente si necesitas ayuda personalizada. Recuerda que no tienes que hacerlo sola, Pranalan te acompaña.

Autor

Es una de las cofundadoras de Pranalan. Terapeuta desde hace más de 10 años: Maestra de Reiki, tarotista y ha trabajado con cientos de mujeres de toda Latinoamérica. Se especializa en el tema de relaciones de parejas pues ella misma ha experimentado grandes amores, grandes pérdidas, un divorcio y también encontrar el amor nuevamente.

Andrea es además escritora, empresaria, madre de dos hijos y vive en Panamá.

Grupo Telegram Pranalan

Recibe Información periódica a través de nuestro canal de Telegram

Si te pareció útil o te gustó esta información, ayúdanos a compartir con tus conocidos o en redes sociales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.